¿Cómo se usa la seda dental?

El uso de la seda dental o hilo de seda, es un método efectivo para eliminar los restos de placa bacteriana en los espacios interdentales, donde es muy difícil llegar con el cepillo.

  • Corte aproximadamente 50 cm de cinta dental y enrolle la mayor parte en uno de los dedos medios.
  • Enrolle el resto de la seda en el mismo dedo de la mano opuesta.
  • Este dedo puede ir recogiendo la seda dental a medida que se va usando.
  • Tensar un trozo de unos 2 a 3 cm de seda utilizando los dedos pulgares y los índices.
  • Introducir la seda entre los dientes con un suave movimiento de sierra. Cuando la seda llegue al borde de las encías, cúrvela en forma de C contra uno de los dientes y deslícela suavemente en el espacio entre la encía y el diente hasta que se note resistencia. Nunca la aplique violentamente contra las encías.
  • Frote la seda contra el diente para eliminar los restos de alimentos y de placa.
  • Repita estas operaciones con el resto de los dientes, utilizando un trozo limpio de cinta para cada uno.